Un grupo de expertos y funcionarios de seguridad pública de Texas aseguró que "la salud mental de los estudiantes" es la principal razón de la violencia escolar y reclamó centrar los recursos en esa situación.

La propuesta tuvo lugar durante un debate sobre seguridad escolar con senadores texanos que hoy celebró su segunda jornada de discusión, donde nueve miembros del comité del Senado preguntaron a los expertos sobre los planes de futuro para reforzar la seguridad.

Dicho grupo insistió en que la disuasión de las matanzas escolares pasa por priorizar la salud mental, por delante de las opciones que buscan aumentar la presencia de maestros armados y la instalación de detectores de metales.

En este sentido, el jefe de policía del Distrito Escolar Independiente de San Antonio, Joe Curiel, sostuvo que el entrenamiento de los agentes de seguridad en las escuelas debe basarse en establecer relaciones cercanas con los estudiantes, para que "puedan leer" cuales son sus sentimientos.

"La inteligencia humana es clave para prevenir los incidentes con tiradores activos", dijo Curiel.

Otro de los asuntos que se discutieron, tras las palabras del vicegobernador de Texas, el republicano Dan Patrick, que argumentó que uno de los problemas ante estas situaciones es que "hay muchas puertas y salidas", fue el diseño de los edificios educativos.

Así pues, el presidente del grupo de trabajo creado por la Sociedad de Arquitectos de Texas para este asunto, Chris Huckabee, explicó que los edificios se diseñan para que los estudiantes se reúnan en "áreas conversacionales" y fomenten las relaciones entre ellos.

Huckabee anunció que, sin embargo, "están pensando" en modificar el modelo tradicional de "paredes sólidas" e incluir medidas de seguridad como la creación de secciones que "permitan mantener a un tirador encerrado en un solo lugar".

El gobernador de Texas, el republicano Greg Abbott, ya elaboró un programa hace unas semanas para disminuir la violencia en los centros educativos estatales, que incluía entre las medidas principales estas cuestiones sobre salud mental o la presencia de más agentes de seguridad.

El programa del gobernador estará financiado con 120 millones de dólares en subvenciones para implementar estas ideas y un programa adicional de ayudas económicas, más elaborado, destinado a las medidas con mayor coste, cuya cantidad no fue revelada por el momento.

Este documento, que se pondrá en marcha en el próximo curso, fue consecuencia directa de la última matanza escolar que se produjo el 18 de mayo, cuando un joven de 17 años abrió fuego contra sus compañeros de la escuela de Santa Fe (Texas), provocando diez muertos y trece heridos. EFE