Paul Savaje da información en el programa de empleo en las nuevas oficinas de Centro Católico de Gaithersburg, MD. (EP FotoS/Rafael Crisóstomo)
Paul Savaje da información en el programa de empleo en las nuevas oficinas de Centro Católico de Gaithersburg, MD. (EP FotoS/Rafael Crisóstomo)
Para servir más y mejor a los inmigrantes de bajos recursos, el Centro Católico Hispano dispone de un nuevo local en Gaithersburg y una clínica dental en Silver Spring, Maryland.

El padre Mario Dorsonville, director del Centro Católico Hispano, dijo que en las nuevas instalaciones se ofrecerá calidad y buen servicio: “Contamos con un equipo de trabajo que más que empleados son misioneros: gente dedicada y buena”.

El centro sirve a ese sector desde 1991 y su sede más reciente estaba ubicada en la misma avenida Diamond. “Siempre ha tenido gran acogida por seis parroquias aledañas que lo consideran como el centro de trabajo social de la comunidad”, dijo el padre.

Las parroquias San Martín de Tours, Santa Rosa de Lima, Mother Seaton, San Francisco de Asís, San Rafael y St. John Newman cooperan con el centro para, también, beneficio de sus feligreses.

El centro de Gaithersburg se mudó a un edificio nuevo, de 2.160 pies cuadrados, en diciembre pasado. Allí brindará servicios de empleo, de inmigración y asesoría legal, clases de inglés y alfabetización a unas 14 mil personas anualmente. Algunos llegan desde Rockville, Germantown e incluso Frederick.

Un estimado de cien personas diarias acuden al centro en busca de servicios gratuitos, 60 de ellos buscando oportunidades de empleo. Precisamente, en el programa de trabajo se les prepara para hacer un buen resumé y tener una exitosa entrevista laboral, se les provee conexiones con empresas que buscan candidatos y se les asiste legalmente si tienen quejas de sus empleadores.

“Muchos vienen en busca de ropa, alimentos y otros por asistencia. De modo que les proveemos la mayor cantidad posible de información sobre los servicios que presta el condado de Montgomery”, explicó Amado Martínez, encargado de atención al público.

Los dos abogados que prestan servicios en el local mantienen unos 400 expedientes activos y se estima que este año unas 700 personas recibirán clases de inglés como segunda lengua.

Las clases de inglés se dictan en la escuela San Martín de Gaithersburg, los sábados de 10AM a 1PM, y también en Germantown durante días de semana en horario nocturno.

Ofrecen clases a personas que desean aprender a leer y escribir en español los martes y jueves de 6:30 a 8:30PM en la escuela Forest Oak. El programa es familiar -explicó Kathy Díaz, asistente del programa de ESOL- porque al mismo tiempo se le provee a los niños entre 3 y 10 años las destrezas para incorporarse a la escuela.

Los servicios que presta el centro no serían posibles sin el aporte de un equipo humano de 25 voluntarios y 8 empleados, quienes son bilingües, dedicados a su comunidad y entregados a su misión.

Está previsto que el obispo auxiliar de Washington, Francisco González, bendiga las nuevas instalaciones el 8 de febrero, durante la ceremonia de inauguración.
Hace seis años comenzó a operar un programa dental piloto en el condado de Montgomery ofreciendo atención dos veces por semana. “Como fue tan exitoso durante los primeros cuatro años, la empresa Carefirst se unió a la iniciativa para así ofrecerle a la comunidad tres días de servicio”, explicó el padre Dorsonville.

Luego recibieron un préstamo no reembolsable de 200 mil dólares de Kaiser Permanent, con el cual se pudo extender el servicio a cuatro días. Y gracias a un subsidio de 300 mil dólares de la comisión de salud de Maryland el año pasado, el centro formalizó el programa y estableció la clínica dental en un nuevo local.

La clínica opera desde el lunes pasado en el Centro McCarrick, ubicado en 12247 de la avenida Georgia (cruce con la calle Randolph), en Silver Spring, Maryland. Disponen de cuatro empleados y ofrecen servicio a niños y adultos.

“Somos pioneros en cuanto a servicio dental gratuito en Washington y Maryland”, afirmó el sacerdote. Unos cinco mil pacientes son atendidos en la sede de DC, ubicada en 1618 Monroe St., NW, y se estima que más de 1.200 acudirán a la clínica de Silver Spring.